Reseña" Mi cita con Mark Twain" de Mariano de Meer

De la ciencia ficción al suspense de la mano del escritor oscense Mariano de Meer, esta ha sido mi última lectura: "Mi cita con Mark Twain".
Bajo el sol abrasador de Huesca y con el calor excepcional que este mes de julio nos trae, leer "Mi cita con Mark Twain"es sumergirse en un mundo frío, con la nieve hasta la orejas y algo de lluvia. Es remojarse y sentir como el agua te baña la mente y el espíritu. Te lleva a un remolino de sensaciones que solo Mariano de Meer provoca con su fantástica escritura.







Título: Mi cita con Mark Twain
Autor: Mariano de Meer
Editorial: Pirineo
Género: Suspense
páginas:166




Sinopsis:
Cuando miras aquella fotografía del periódico o entras en Internet para buscar la aplicación de mapas de Google no te queda ninguna duda de que es él, el profesor español experto en Twain, el hombre de la sierra del mármol blanco en Almería, el autor del cuadernito de tapas negras que recorre conmigo esta carretera hacia el estado de Maine… 
La imagen de la casa museo de Mark Twain en Hartford, Connecticut, muestra una figura escondiendo algo junto a la ventana de la biblioteca. Es la única imagen que se tiene del español Ángel Cruz, antes de que desapareciera sin dejar rastro. Lucy, una bibliotecaria de Easthampton, Massachusetts, que acaba de cumplir los treinta, emprende un viaje hasta Bar Harbor, en el vecino estado de Maine, para inaugurar un encuentro literario sobre Mark Twain. Ella es la que recibió al profesor Cruz y lo acompañó durante su estancia americana. Ahora tiene dos días de viaje para repasar esa visita y dejar al descubierto la profunda influencia que ha tenido sobre ella esa experiencia. En esta novela, Mariano de Meer te va a embarcar en este viaje para que tomes asiento junto a Lucy y con ella descubras, sobre el asfalto y bajo la lluvia, lo que ocurrió dos meses atrás. Acomódate en el asiento del copiloto, con cuidado de no sentarte encima del libro de citas de Mark Twain, un cuaderno de tapas negras regado de anotaciones y frases del escritor y humorista americano que, como esta que sigue, van a acompañarte durante toda la novela: “conoce primero los hechos y luego distorsiónalos cuanto quieras”. En este recorrido de verdades y silencios, de nítidos recuerdos e imágenes desenfocadas, te verás sorprendido por un torrente de sentimientos del que no hay forma de protegerse. Tú tampoco escaparás de la lluvia. Y tendrás que mojarte y descubrir al final qué es lo que para ti significa mi cita con Mark Twain.


Opinión personal:


Repaso la primera impresión que me dejó el libro cuando lo tuve en las manos: Twain, América... una portada sobria y algo siniestra. Tras leer el resumen mi mente divagó, y llegué a una única conclusión: no sabía lo que me iba a encontrar dentro.
Y desde luego os puedo asegurar queridos lectores que la lectura de esta novela me ha sorprendida gratamente y he disfrutado con ella. Aunque ya sabía de antemano que Mariano de Meer no me iba a defraudar, leer sus obras es una apuesta segura tanto a la buena literatura como a disfrutar de la lectura.

La novela está contada en primera persona. La protagonista una joven americana llamada Lucy es una bibliotecaria muy peculiar. Historias con este tipo de narrador pueden llegar a resultar aburridas, es una apuesta arriesgada porque vemos esa realidad que nos muestra el autor bajo un solo prisma y en ocasiones, como en esta novela, Lucy es protagonista y único personaje. Dejar la trama en manos de un solo personaje y que la historia te atrape como lo hace esta, es como meterte en la boca del lobo. Pero de esta manera, el autor nos ofrece una historia poco convencional a lo que nos podemos encontrar en el mercado.
Lucy, la protagonista es un personaje extraño aunque sería de este tipo de personas que pasan desapercibidas en la vida, pero que en el momento que los conoces o los quieres o los odias. 
Con una carga emocional derivada de una frase que su padre le decía cuando era pequeña, que se convierte en una losa para ella, Lucy emprende un camino de difícil regreso.

La historia es una mezcla de acontecimientos que vive la protagonista y de recuerdos, una combinación equilibrada que da al lector las pistas necesarias para ir atando cabos. De esta manera el autor ha conseguido que el suspense esté presente en todo momento en la novela.

El estilo narrativo de Mariano de Meer es cuidado y fluido aunque te encuentres con frecuencia con un lenguaje que roza la lírica y lleno de metáforas. Así que se disfruta doblemente.

"No sé lo que me pasa. Me siento triste y sonreír es como un postre caro que nunca acabo pidiendo. Es como si estuviera a dieta de alegrías y sabores, como si el menú de mi vida en blanco y negro y lo único que guiara mis días fuera el baile de cifras que viene con la cuenta."

El texto es enredado y en ocasiones confuso, como si quisiera con ello mostrar los diversos estados anímicos que la protagonista siente. En definitiva, el lector se encuentra en una montaña rusa de emociones que no le dejaran indiferente.

Cuando uno acaba de leer el libro, cree más que nunca, que nuestra percepción de la realidad, tal vez, no sea igual a la persona que tenemos al lado. Todo, siempre, dependerá del prisma con que se miren las cosas.

Así que siéntate, sin prisa y disfruta con Twain, Lucy y Mariano de Meer  de esta trepidante historia. Cierra los ojos, siente la lluvia y el potente torrencial que te recorrerá desde la primera hasta la última página.  





Autor:
Mariano de Meer Alonso (Huesca, 1976) es profesor de Lengua Castellana y Literatura en el Instituto de Educación Secundaria de Almudévar, y premio accésit de Narración Breve de la UNED 2012 por su relato "Las cinco y cuarto". "Mi cita con Mark Twain" es su tercera novela y es resultado de su vivencia en los Estados Unidos.
Foto sacada de la página web de Editorial Pirineo.

Sus otras obras son:
"Intrusos de papel"( 2.013)
"Historias de humo"(2.013)
"Huesca ya es peatonal y otros relatos" (2.015)





Comentarios

  1. Hola Lu!!
    Aquí dicen que se ve la feria según el borrico que montes...y es cierto, la percepción de la realidad es muy subjetiva.
    Me ha encantado la reseña, el libro lo dejé pasar por saturación, mira que si me he equivocado...

    Besitos carinyet, hablamos! 💋💋💋

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Saga Coincidence de Laura Sánchez Herraéz

Reseña: " No digas que fue amor" de F. J. Zornoza

Reseña: "Siete libros para Eva" de Roberto Martínez Guzmán